English

Asesinato de tres reporteros apunta a un contexto cada vez más peligroso para los periodistas

Asesinato de tres reporteros apunta a un contexto cada vez más peligroso para los periodistas
Colectivos feministas protestan y reclaman justicia para Alexis en Cancún. 15 de noviembre de 2020, Medios y Media/ Getty...

Expresión

Asesinan a tres periodistas en dos semanas

El 29 de octubre de 2020 fue asesinado el presentador del telediario Arturo Alba Medina a manos de asaltantes armados que le dispararon varias veces mientras conducía su automóvil en Ciudad Juárez. El periodista acababa de salir del trabajo y se dirigía a su casa en El Paso, Texas, cuando fue agredido. Las autoridades afirmaron que no estaba claro que su asesinato estuviera relacionado con su labor, ya que también podría tratarse de un intento de robo de su automóvil. La Fiscalía del Estado de Chihuahua asignó la investigación de este asesinato a una unidad especial.

El 2 de noviembre de 2020 fue asesinado a tiros el periodista Jesús Alfonso Piñuelas en Cajeme, Sonora. Piñuelas había fundado los medios digitales Zarathustra Press y El Shock de la Noticia, en los cuales informaba sobre la delincuencia y la inseguridad en Cajeme. La Fiscalía del Estado de Sonora anunció la identificación y detención de un sospechoso el 6 de noviembre de 2020, pero no ofreció ninguna información sobre los motivos detrás de este crimen. Según el diario El Sol de Hermosillo, el presunto asesino se declaró culpable en un juicio abreviado y fue condenado a una pena de 25 años de prisión.

El 9 de noviembre de 2020 fue asesinado a tiros el periodista Israel Vázquez Rangel mientras cubría una noticia en la escena de un crimen en Salamanca, Guanajuato. El reportero del portal de noticias El Salmantino había llegado al lugar de los hechos antes que la policía; fue en ese momento en que varios individuos armados a bordo de un vehículo se le acercaron y le dispararon al menos cinco veces. En un comunicado la Fiscalía del Estado de Guanajuato afirmó que había asignado a un equipo especial la investigación de este asesinato. Jan-Albert Hootsen, representante del Comité para la Protección de los Periodistas en México, declaró:

"El atrevido homicidio de Israel Vázquez Rangel subraya cómo México es más peligroso para los periodistas que inclusive las zonas de guerra. Las autoridades deben tratar esto, al igual que los demás homicidios de periodistas, como una emergencia y no deben escatimar esfuerzos para enjuiciar a los responsables".

Agresiones e intimidación

El 12 de septiembre de 2020 varios policías de Rosarito amenazaron y agredieron en varias ocasiones a una periodista en Baja California en un acto de represalia por informar sobre la labor policial en el área. Carmen Olsen relató que un agente la amenazó después de haberla visto cubrir una detención en un hotel. Dos días después un agente presentó una denuncia en su contra alegando que lo agredió y que provocó daños a su propiedad durante el suceso. En 2013 Olsen fue acusada de delitos similares y por los cuales fue condenada a principios de este año por "ultraje a la autoridad".

El 27 de septiembre de 2020 fue incendiado el automóvil de un periodista en Teziutlán y horas más tarde el mismo periodista recibió amenazas de muerte por teléfono; ambos sucesos parecen estar relacionados. Héctor Martínez Calixto de Periódico Noticias, quien cubre las noticias relacionadas con la delincuencia local y la corrupción, contó que había recibido amenazas de muerte de un funcionario local que también tomó fotografías de su automóvil en junio. El día en el que se produjo este ataque el reportero recibió una llamada de los presuntos atacantes en la que le dijeron: "Ya te quemamos tu carro, lo mismo que le hicimos te va a pasar a ti. Ya sabemos dónde vives y vamos a ir por ti". La organización por la libertad de prensa Article 19 hizo un llamamiento a los mecanismos de protección para que otorgaran medidas de protección urgentes para el periodista y su familia antes de que se produzca otro ataque.

El 28 de octubre de 2020 José Andrés Vera Diez, director de noticias de PerioMetro, fue agredido y detenido por agentes de policía de Zacatecas. Vera Diez refirió haber visto a agentes registrar la casa de un vecino; sin embargo, cuando intentó grabarlos lo agredieron físicamente, estropearon su teléfono y lo detuvieron de forma arbitraria durante unas dos horas. El reportero afirmó que se identificó como periodista en varias ocasiones.

El 5 de noviembre de 2020 un reportero inscrito en el programa federal para la protección de periodistas fue amenazado y detenido por la policía en Quintana Roo después de que intentara documentar el control policial de un automóvil en una carretera. Raúl Fernández León relató que los agentes lo acusaron de obstruir su labor y profirieron amenazas de muerte contra él y contra dos de sus compañeros de trabajo de Descontento Ciudadano QR. Lo esposaron y lo retuvieron durante unas cuatro horas sin que interviniera el programa federal de protección, el cual habría sido informado, pero se habría negado a ayudarle. Tras revisar los informes contradictorios de la policía y de los agentes del programa de protección federal sobre la detención de León, Article 19 solicitó a las autoridades la apertura de una investigación independiente.

Pío López Obrador, hermano del presidente de México Andrés Manuel López Obrador, presentó una denuncia contra el periodista Carlos Loret de Mola, quien publicó un video en el que presuntamente se ve a Pío López Obrador recibir dinero para una campaña política. En la denuncia presentada en octubre de 2020, Pio López Obrador afirmó que el periodista de LatinUs violó su derecho a la privacidad. Para Article 19 dicha denuncia busca intimidar y silenciar a Loret de Mola.

Reunión pacífica

Entre septiembre y diciembre de 2020 maestros y estudiantes normalistas bloquearon las vías del tren en Michoacán en el marco de una acción de protesta en toda la región para exigir el pago de salarios atrasados y empleos para los maestros cuando acaben su formación. Durante varias semanas se produjeron acciones similares en Puebla, Veracruz y Tamaulipas durante las cuales los manifestantes bloquearon vías férreas y carreteras. Al menos doce personas resultaron heridas, entre ellas once policías y un estudiante normalista que fue atropellado por un autobús después de que estudiantes y policías se enfrentaran por el bloqueo estudiantil de una carretera el 11 de septiembre de 2020. Estos actos de protesta fueron organizados por la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE).

El 21 de septiembre de 2020, unas setenta personas, en su mayoría emigrantes en busca de asilo, se reunieron cerca de la frontera en Ambos Nogales para protestar por la negativa de Estados Unidos a tratar sus solicitudes durante la pandemia. Los solicitantes de asilo argumentaron que la administración Trump está usando la emergencia sanitaria como una excusa para evitar que los emigrantes de México y de América Latina ingresen de forma legal a los Estados Unidos, contribuyendo así a la tensión en las ciudades fronterizas donde los migrantes aguardan a que se atiendan sus casos. "La sensación de desesperación es muy profunda y la precariedad en la que la gente tiene que vivir es insostenible", lamentó la portavoz de un grupo que ayuda a los solicitantes de asilo. El 31 de octubre de 2020 unas pocas docenas de activistas migrantes quemaron efigies del presidente de los Estados Unidos Donald Trump en Tijuana y pidieron a los votantes que apoyaran a su oponente en las elecciones presidenciales de dicho país.

El 3 de octubre de 2020 miles de personas marcharon en Ciudad de México en el marco de una manifestación contra el gobierno de Andrés Manuel López Obrador (AMLO) y contra sus políticas económicas y de seguridad. La manifestación fue organizada por el Frente Nacional Anti-AMLO (FRENA) y muchos de los participantes corearon "¡Fuera López!" o exhibieron pancartas en las que pedían su dimisión. Manifestantes del mismo grupo ocuparon la Avenida Juárez de Ciudad de México el 19 de septiembre de 2020 y más tarde obtuvieron una orden judicial que les permitió establecer un campamento de protesta en la céntrica plaza del Zócalo. Según información publicada en la prensa, los miembros del FRENA instalaron alrededor de 600 carpas en el Zócalo, pero solo unas pocas estaban ocupadas. A mediados de noviembre de 2020 los líderes del grupo publicaron un comunicado en el que denunciaron que los manifestantes estaban siendo acosados y que abandonarían la plaza. A pesar de esto algunos manifestantes decidieron seguir acampando.

El 5 de octubre de 2020 activistas antiabortistas del Frente Nacional por la Familia de Baja California organizaron una manifestación en Mexicali contra las propuestas para legalizar esta intervención médica.

El 29 de octubre de 2020 el personal sanitario de un hospital de Ciudad de México protestó por la falta de equipos de protección personal (EPP) y la escasez de personal para hacer frente a la pandemia de COVID-19. Los médicos se concentraron fuera del hospital, llevaban tapabocas y sostenían pancartas en las que pedían más recursos para atender al creciente número de pacientes con COVID-19.

Continúan las manifestaciones feministas

Mujeres y sus aliados han protestado durante meses por la inacción del gobierno frente a la violencia de género generalizada en México. Activistas feministas han ocupado desde principios de septiembre de 2020 la sede de la Comisión Nacional de Derechos Humanos en Ciudad de México y han transformado el edificio en un refugio para las supervivientes de actos de violencia.

El 9 de noviembre de 2020 unas 2,000 personas se manifestaron en Cancún, estado de Quinta Roo, para exigir justicia para Bianca Alejandrina Lorenzana Alvarado, una joven de 20 años conocida como Alexis y que fue hallada muerta dos días antes. La policía respondió con un uso excesivo de la fuerza, abrió fuego y golpeó a los manifestantes. Al menos cuatro periodistas resultaron heridos,tresde los cuales por balas. Los manifestantes detenidos también denunciaron varios casos de agresiones sexuales perpetrados por agentes de policía. Organizaciones nacionales e internacionales de derechos humanos condenaron la represión y la Comisión Nacional de Derechos Humanos anunció que realizaría una investigación sobre la actuación policial durante la manifestación. El secretario de Seguridad Pública de Quinta Roo renunció tras la violenta respuesta policial durante el acto de protesta.

El 25 de noviembre de 2020, Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, miles de personas se unieron a una marcha feminista en Ciudad de México. Con pancartas y carteles en los que se podía leer "No somos histéricas, somos históricas" y "Desgástense en buscar el rostro de los asesinos, no el de nosotras", mujeres de todas las edades se reunieron en la inmediaciones del Monumento a la Revolución para exigir medidas contra la violencia de género.Si bien la protesta fue en gran parte pacífica, se produjeron enfrentamientos entre grupos de manifestantes y la policía, los manifestantes arrojaron objetos y los agentes de policía usaron gases lacrimógenos y granadas aturdidoras para dispersarlos. Según información publicada por la prensa también se produjeron enfrentamientos entre algunos manifestantes y manifestantes conservadores acampados en el Zócalo .

Asociación

A principios de noviembre de 2020 México ratificó el histórico Acuerdo de Escazú, el primer tratado regional que enlaza de forma explícita la protección de los derechos humanos y la gobernanza medioambiental. Este acuerdo garantiza el derecho al acceso a la justicia para las personas defensoras del medioambiente a través de mecanismos de reparación y de disposiciones como la inversión de la carga de la prueba. México se convirtió así en el undécimo país en ratificar dicho tratado, el cual entrará en vigor en noventa días. Expertos en derechos humanos y organizaciones como la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) celebraron la decisión de los legisladores mexicanos. Guillermo Fernández–Maldonado, representante de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ACNUDH), comentó:

"Es una expresión concreta del compromiso de México con la protección de las personas defensoras de derechos humanos y del medioambiente que, junto con los periodistas, afrontan altos niveles de violencia".

Por otro lado, las organizaciones donantes de México lanzaron una campaña contra la aprobación de ciertas disposiciones de la reforma fiscal que, según ellos, repercutirían en su capacidad para hacer su trabajo sin aportar mejoras para la transparencia y la rendición de cuentas entre las organizaciones sin fines de lucro. En una entrevista el titular del Centro Mexicano para la Filantropía (Cemefi) Jorge Villalobos Grzybowicz comentó que la reforma generó preocupación entre las organizaciones filantrópicas porque "no queda claro si lo que busca la autoridad es realmente acabar con corrupción [...] u obstaculizar el trabajo de la sociedad civil". Un grupo de siete organizaciones propuso varios ajustes a dicha propuesta de reforma.